Dirección de Regionalización

 

 

Primer periodo. Decanatura Asociada de los Programas de Regionalización y de Educación Abierta y a Distancia (1986-1993).


En 1986, se impulsó el establecimiento de programas presenciales en las localidades donde se cumplieran las siguientes condiciones:

  • Existencia de número suficiente de bachilleres en cada región que justificara el establecimiento de un Centro Universitario Regional.
  • Existencia de número adecuado de profesionales, con formación académica suficientes a los cuales se pudiera entrenar para delegarles funciones docentes.
  • Existencia de instalaciones físicas adecuadas para la docencia, las cuales le fueran entregadas a la Universidad a título de donación o comodato.
  • Existencia de laboratorios integrados de Ciencias de propiedad de la Secretaría de Educación Departamental u otros laboratorios en colegios de la región, los cuales pudieran ser complementados para la enseñanza de las Ciencias Básicas.
  • Existencia de apoyo económico real y suficiente por parte de la comunidad local, de tal manera que ésta pudiera sostener económicamente el funcionamiento de los programas, mientras la Universidad se hacía cargo de las responsabilidades académicas de los mismos.

De inmediato se establecieron contactos con las Cámaras de Comercio y líderes políticos, cívicos y gremiales, con el objeto de constituir grupos locales de apoyo a la Universidad. Los Alcaldes y Concejos de Buenaventura, Palmira, Buga, Tuluá, Roldanillo, Zarzal, Sevilla, Cartago y Caicedonia llenaron plenamente los requisitos exigidos por la Universidad y lograron constituir Fundaciones de Apoyo a la Universidad del Valle, con sus respectivas personerías jurídicas.

En agosto 15 de 1986, el Consejo Superior expidió el Acuerdo No. 008 y la Resolución No. 105 mediante los cuales se reestructuró el Programa de Regionalización, se creó la Decanatura Asociada para Regionalización y Distancia así como las Decanaturas Asociadas para Distancia y para las distintas sedes. En principio, se crearon las sedes de Buenaventura, Buga, Caicedonia, Palmira, Roldanillo, Sevilla, Tuluá y Zarzal.

El octubre 20 de 1986, las sedes iniciaron sus programas de formación presencial. Un poco más tarde se creó la sede de Cartago.

En 1986, el programa de educación a distancia tenía 9.097 estudiantes. El Programa de Regionalización nació como soporte administrativo de los programas que se ofrecían en la modalidad a distancia y de la nueva oferta por ciclos en el campo de la ingeniería y de la administración. Esta oferta curricular en las modalidades a distancia y por ciclos, se ofreció durante seis años. En ese entonces los estudiantes en la modalidad por ciclos, cursaban cuatro semestres en las sedes regionales y terminaban sus estudios en la sede principal de Cali.

Se observó que al terminar los estudiantes su formación en la sede principal, fuera de su lugar de origen o de residencia, no se estaba cumpliendo totalmente con la misión de la universidad ni con los propósitos del Programa de Regionalización, en el sentido de contribuir al fortalecimiento de proyectos regionales y de descentralización educativa. Es por ello que la Universidad tomó la decisión de ofrecer programas terminales en cada una de las sedes para así contribuir a la retención de los jóvenes y sus familias en la provincia, desarrollar el sentido de pertenencia e identidad con su localidad y formar el talento regional.